MEGALÓPOLIS: Pekín-Tianjin-Hebei

Share Button

capçalera

Se ha hablado mucho en los últimos años del rápido crecimiento de la economía china, que la ha llevado a posicionarse como segunda economía mundial por detrás de los Estados Unidos, o incluso como primera, según algunos expertos. Sin embargo, este rápido crecimiento también conlleva rápidas consecuencias y retos, no solo para la economía del gigante asiático, sino también para su medio ambiente y la calidad de vida de su población.

Ciudades como la capital, Pekín, se encuentran hoy día prácticamente colapsadas por la contaminación y la incapacidad de absorber la población de su alrededor, que se desplaza a las metrópolis para trabajar. Al mismo tiempo, la economía mundial también está cambiando a gran velocidad, y la economía basada en la exportación y la inversión de capital de las últimas décadas es cada vez más inestable. Por esta razón, hacen falta nuevos modelos de estructuración que fomenten la cooperación entre ciudades y regiones, y que alivien la presión de las grandes metrópolis, tanto a nivel de circulación como medioambiental.

route 7th ringPor este motivo, el gobierno chino llevará a cabo un nuevo plan de desarrollo que consiste en conectar las ciudades de Pekín y Tianjin, con la provincia de Hebei, mediante un nuevo cinturón. El ya bautizado como “Séptimo cinturón de Pekín” conectará un territorio creando en cierto modo una megaciudad con una población de unos 130 millones de personas, a través de lo que serán en realidad dos nuevas carreteras. La primera, de 940Km, pasará por Hebei, cruzando Langfang, Baoding, Zhuozhou, Chengde y Pinggu. La segunda carretera, que se espera que tenga unos 1250Km, también cruzará zonas de Hebei, como Langfang, Baoding, Zhangjiakou, Chengde y Tangshan.

La planificación prevé que todas las líneas de transporte que incluyen el cinturón -tren y metro- que se tienen que construir y que conectarán toda la zona, se verán finalizadas antes del 2020, y algunas estimaciones prevén que la nueva vía podría abrir ya en el 2015.

Mientras los economistas celebran este nuevo plan del gobierno, que debería impulsar la economía de la zona y colocarla al nivel de la próspera área del Delta del Río de la Perla, los medioambientalistas dudan de la eficacia del nuevo cinturón para reducir la contaminación, e incluso creen que la podría agravar. De hecho, el cuarto y quinto cinturón de Pekín que tenían que mejorar el tráfico en la capital, han tenido el efecto contrario, congestionándolo aun más.

Tendremos que ver, pues, si este nuevo plan faraónico del gobierno chino tiene más efectos positivos que negativos pero, en cualquier caso, demuestra que el gigante asiático se esfuerza en prolongar su crecimiento a largo plazo y situarse, en un futuro próximo, como primera economía mundial.

 

Fuentes:

SOUTH CHINA MORNING POST: Beijing-Tianjin-Hebei megalopolis intended as showcase for economic reform

ECNC (China News Service) : 940-Km highway around Beijing to lift economy

CHINA DAILY: Beijing to Build Seventh Ring Road

THE NANFANG INSIDER: New Megacity To Include Beijing, Tianjin and Hebei with Population of 130 Million

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *