Louis Zheng: “las generaciones de los 80 y 90 tienen una gran capacidad para asimilar y apreciar nuevos productos”

Share Button

Louis Zheng (20.04.1984) es un joven empresario chino, que se fue a Australia con solo 17 años para estudiar la carrera de Hotel Management. A partir de entonces, su vida ha estado siempre a caballo entre China y Australia, y hace más de 5 años que se dedica al mundo del vino. Una persona que conoce bien de cerca el mundo del vino en China, y que con su experiencia y esfuerzo está consiguiendo grandes resultados.

La entrevista:


1. Sr. Louis Zheng, usted lleva más de cinco años trabajando entre Australia y China, comercializando vinos australianos en el mercado chino. ¿Cómo ha evolucionado la situación del vino extranjero en China?

新南威尔士

La evolución del vino extranjero, no sólo del australiano, en China, ha sido enorme. Según demuestran las estadísticas de nuestra empresa en los últimos cinco años, en el período más álgido y solo en el mercado de la provincia del Jiangsu, nuestra empresa ha llegado a vender cerca de 280.000 botellas de vino al año.

Evidentemente, junto con los cambios políticos del país, todo el mercado está en un cambio constante. Sin embargo, sí que se puede afirmar que todo este gran mercado de consumo todavía está ahí, y que el potencial de los consumidores tiende a una juvenización. En nuestros estudios de mercado, los grupos de jóvenes nacidos después del 1980 tienen más interés por el vino, y es precisamente este grupo de personas las que tienen un papel dominante en la sociedad. Por lo tanto, yo creo que con los vinos extranjeros pasará como con el “Baijiu” (un licor chino parecido al aguardiente): acabarán creando tendencia.

 

2. ¿Cuáles son los países productores de vino con más presencia en China?

Los vinos extranjeros que están más presentes en China provienen de: Francia, Italia, Australia, Chile, Sud-África y Argentina. Hoy día, los vinos de los países nuevos (en el sentido de países donde históricamente no se producía vino, como Canadá, los Estados Unidos, China, Chile, Argentina, etc.), también ocupan una posición bastante grande en el país.

 

3. ¿Usted cree que el paladar chino es diferente del paladar australiano o occidental, en general? ¿Qué tipo de vino pide el cliente chino, principalmente?

Sí que hay diferencia, ya que todavía hay muy pocos chinos que puedan “apreciar” un tipo de vino. La mayoría todavía diferencian un vino de otro basándose en el color (más o menos intenso), el olor (más o menos aromático), y el sabor (más o menos fuerte). Mientras no sea un vino insípido y soso, todo el mundo se lo puede beber. Pero, de hecho, cada tipo de vino requiere un proceso de adaptación bastante largo para el paladar.

 

梅洛特4. Cuando hablamos de vender vino en China, ¿hablamos de vender vino a una clase social concreta, o ya no?

Desde una perspectiva más macro, se podría decir que “dirigirse a una clase social en concreto” es un fenómeno que irá desapareciendo progresivamente, en gran parte por eso que he comentado antes del cambio de generación más joven como consumidores principales. No obstante, todavía hay un período de cambio, puesto que en China hay mucha población, la competitividad laboral es muy grande, y todavía hay una evidente estratificación social. Por lo tanto, a corto plazo, todavía debemos poner énfasis y valorar muchísimo al cliente de “clase media”. ¡Son unos consumidores muy importantes!

 

5. A nivel personal, ¿qué piensa de los vinos autóctonos? ¿Hay “buenos vinos” en China?¿Por qué cree que los vinos extranjeros están más valorados? ¿Es un tema de sofisticación por ser un producto extranjero, o cree que realmente son de más calidad?

Por supuesto que también hay buenos vinos en China, por ejemplo, los de la zona vinícola del Xinjiang. Sin embargo, el motivo por el que durante un tiempo “los vinos extranjeros están más valorados” se debe a los siguientes factores: La calidad del suelo de los viñedos del Xinjiang o de la región Oeste de China no es muy alta, por lo tanto, el sabor de sus vinos no es ni mucho menos tan bueno como el de los vinos de viñedos extranjeros. Además, últimamente el consumidor chino es bastante receloso con la calidad y la seguridad de los alimentos y bebidas nacionales, y esto va claramente a favor de los productos importados.

 

6. Usted se ha dedicado toda la vida al mundo del vino. Si no se hubiera dedicado al vino, ¿qué producto le hubiera gustado comercializar en China?

Probablemente hubiera escogido los productos relacionados con la salud, ya que nuestra generación le da una importancia cada vez mayor a tener una buena salud y condición físicas.

 

7. Hablemos de Australia: ¿qué cree que le gusta de este país a los chinos?

Tal vez lo que más les gusta de Australia a los chinos es la naturaleza y pureza de sus islas, de solo unos 200 años de historia. Un territorio que nunca ha sido víctima ni de guerras ni de enfermedades.

En tema vinos: ¿Qué hará que un chino compre un vino australiano y no lo compre francés, o italiano, o español?

El paladar del consumidor chino está más acostumbrado a los vinos de los países nuevos ( en producción de vino), por su aroma y gusto concretos y, por lo tanto, cuando beba un vino de estos países, en seguida lo detectará y le gustará. Aun así, cada vez hay más expertos o personas con interés por el mundo del vino que quieren probar vinos de los países más “históricamente vinícolas” como Francia, Italia o España. Ya que estos vinos tienen un sabor mucho más prolongado y un regusto fantástico!

 

8. ¿Qué sabe usted de los vinos españoles (o catalanes)?霞多丽

En realidad, yo hace muy poco tiempo que he empezado a tener contacto con los vinos de los países históricamente productores de vinos. Hasta ahora, siempre me había familiarizado con los vinos locales (de Australia), y por lo tanto, estoy bastante más acostumbrado a los vinos de este país. Pero actualmente, en China, hay muchísimas oportunidades de encontrar vinos de otros países. Y aunque yo aun no haya probado nunca el vino español (o catalán), ¡tengo muchas ganas de hacerlo!

 

9. Las nuevas políticas restrictivas del gobierno en relación con los gastos de los altos funcionarios y altos cargos políticos, ¿han afectado mucho al consumo del vino?¿A qué nivel ha influenciado en su negocio?

Estas nuevas políticas nos han afectado bastante en nuestra empresa. Sin embargo, nosotros también consideramos que la forma de consumo en la que estaba funcionando nuestro gobierno no era nada saludable, y por lo tanto, no podía durar mucho. Entonces, pensamos que ahora es una muy buena oportunidad, ya que todas esas empresas que tenían al gobierno como a su cliente consumidor principal, se han retirado del escenario, y ahora somos nosotros quiénes tenemos más mercado a “ocupar”!

 

10. ¿En el mercado chino, todavía queda espacio para vinos extranjeros nuevos? ¿Usted cree que hay una saturación del mercado?

¡Por supuesto que no hay saturación del mercado! Todavía queda un espacio enorme para nuevos productos. Tenemos que creer en la situación educativa que están recibiendo las generaciones de los nacidos entre los 80 y 90, y su capacidad de asimilar y apreciar nuevos productos.

 

11. ¿Qué debe tener un vino extranjero para captar al cliente chino?

Debe tener todo lo que representa un sabor y un aroma especiales, un nombre de marca bonito, y también un etiquetado y envase originales e innovadores.

 

萨瑞斯12. ¿Es complicada la importación de vino extranjero en China?¿Cuáles son los principales obstáculos que se encuentran las empresas para entrar vino en el país?

Generalmente, no diría que es muy complicado, es suficiente con tener a una persona o una empresa intermediaria que esté familiarizada con todos los trámites aduaneros. El proceso de la inspección aduanera en el momento de la importación creo que es lo más complicado de todo. Sobre todo en verano, ya que si este proceso de análisis e inspección se alarga, puede influir muchísimo en la calidad del vino.

 

…..

Jiangsu Hebe Bay Wine Trading Co., Ltd es la empresa de donde Louis Zheng es Director Ejecutivo. Con oficina central, tienda y almacén en la ciudad de Nanjing. También tienen oficina y almacén en SuBei y SuNan, y cuentan con almacenes colaboradores en el puerto de Shanghai. Actualmente, tienen 50 trabajadores. Para más información acerca de HEBE BAY, podéis visitar su página web

 

 

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *